Té frío

Té frío

En España se asocia mayoritariamente el consumo de té al invierno y a los periodos más fríos del año. En el resto de Europa, con mayor tradición en consumo de té, aunque baja su consumo durante el periodo estival, no lo hace tanto como en nuestro país ya que están más acostumbrados a tomarlo todo el año.

Por el contrario, en el continente americano, desde Canadá hasta Argentina, el consumo de té es muy regular durante todo el año. De hecho, a lo largo del año se consume más té frío que caliente. Según la Tea Association de USA, el 85% del té consumido en Estados Unidos en 2014 fue té frío (Iced Tea)

Qué té frío podemos tomar

Lo malo es la industrialización del té frío. Del té frío consumido, la inmensa mayoría consiste en té embotellado, lleno de azúcares, vacío de té y con ingredientes bastante raros, como los que podemos leer en las  siguientes etiquetas:

   

Té verde de la marca Hacendado

Otra forma, cada vez más extendida de hacer el té frío es con las cápsulas tipo nespresso. Esta opción es aún peor cuando lees los ingredientes: Azúcar, extracto de té verde en polvo (3,4%), aroma natural de menta, aceites vegetales (coco, palma). Puede contener trazas de leche y soja.

Escalofriante, ¿verdad?

té frío

Cápsulas té verde con menta de Dolce Gusto, la marca de Nescafé

En ambas opciones, tanto en el té embotellado como en cápsulas, el contenido de té es exiguo.

En abril de 2015 aparecía la noticia de un hombre que sufrió una insuficiencia renal tras varios años consumiendo casi 4 litros (1 galón) de Iced tea al día. En ninguna parte aparece que fuera té industrial, pero siendo en Estados Unidos, es más que probable. En cualquier caso, es una barbaridad consumir 4 litros diarios de cualquier cosa, incluido de té.

Hacer tu propio té frío es fácil

Desde CÓMO TÉ ENCUENTRAS, recomendamos hacernos el té frío nosotros mismos por dos razones fundamentales:

  • Es más sano. Evitaremos los azúcares no deseados, los conservantes, los aceites de palma y todos los ingredientes que incomprensiblemente están permitidos por los organismos que velan por la seguridad alimentaria
  • Es más barato: Veamos la comparativa de precios.
    • Una botella de 1,5 litros de Nestea cuesta 1,40 Euros, a 0,93 euros el litro
    • Una caja de 16 cápsulas de Dolce Gusto cuesta 4,85 Euros. Se pueden hacer 16 tazas de 200 mililitros, en total 3,2 litros. Precio final 1,52 Euros el litro. Sin contar con que hay que tener un electrodoméstico especial.
    • Una bolsa de 50 gramos de un té verde con menta BIO cuesta 3 Euros. Dado que hay que utilizar 12 a 15 gramos por litro, obtendremos 3,5 litros de té frío (eso sin reinfusionar), es decir, a 0,85 euros el litro de té frío de primera calidad, ano y natural.

Los tés que mejor se adaptan al frío son el té blanco, el té verde, el té oolong y los rooibos (ideal para los niños por su falta de cafeína)

En cuanto a mezclas, los que mejor se adaptan son los que llevan cítricos o tienen sabores afrutados.

No os perdáis el siguiente vídeo donde se explican las claves para hacer un té frío perfecto

 

Posteado el 14/10/2015 por Benjamín Machón Cómo Te Encuentras

Blog categories

Busqueda del blog

Visto recientemente

Sin productos